Trastorno de estrés postraumático complejo

Advertencia de desencadenantes:

En esta parte publico textos sobre mi propio proceso de tratar mi trauma complejo o trastorno de estrés postraumático complejo, y otros temas relacionados. Estos son textos que escribí en su momento, y escribir estos textos fue casi siempre también un proceso terapéutico.

Todo comenzó en el verano de 2016, cuando el trauma de mi infancia me hizo imposible continuar "funcionando", y la pregunta de si fui o no abusado sexualmente en mi infancia fue dominante, una obsesión. Con esto comenzó mi búsqueda, por el niño que era yo, para reconectarme con el dolor y el miedo de mi infancia. Fue el comienzo de un proceso bastante doloroso de enfrentar el TEPT complejo. Y todavía estoy en el proceso de averiguar cómo tratar el tema del abuso sexual en la infancia, pero cada vez tengo más claro que soy une superviviente de abusos sexuales en mi infancia.

El confinamiento durante la crisis de salud causada por COVID-19 en la primavera de 2020 causó un prolongado flashback, y especialmente flasheé de vuelta a mi adolescencia, a la sensación de impotencia, de no poder escapar de una situación dolorosa. Pero también recordé otros aspectos de mi primera infancia: textos como Cayendo? o La casa de mis miedos son el resultado de este proceso. Afortunadamente, esto me impulsó a profundizar en mi trauma complejo y me permitió dar grandes pasos hacia la recuperación.

Ahora entiendo mi trauma como un trauma complejo, y ponerle un nombre me ayuda a entender lo que realmente está pasando. Ahora estoy en un largo camino de recuperación.

El proceso no ha terminado, y sigo añadiendo nuevos textos cuando me apetece.

Mi niñe interior y yo (IV)

Desde qué he reconectado con mi níne interior, intento conectar con elle una o dos veces al día, usualmente por la noche ya en la cama, y por la mañana todavía en la cama, antes de levantarme. Lo veo un ejercicio para conocernos mejor, profundizar la confianza, y sanar a mi niñe interior. Es un tipo de visualización de mi niñe interior, aunque quizás no tan estructurada como por ejemplo en esta visualización.

Mi niñe interior y yo (III) – acercamientos

Me han mentido y abusado. Es hora de intentar sanar
Suelta, suelta, suéltame

Deja que me hieran. Déjame sentir.
Libérame las manos atadas y apúntame hacia lo real.

(...)

Ahora, desde que era une niñe pequeñe, he sentido este mismo viejo miedo
De que sólo yo me congelaré mientras el mundo avanza, me quedaré atrapade para siempre aquí.
Pero no puedo vivir de la vieja manera, esa manera casi me ha dejado muerte.

Mi niñe interior y yo (II)

Ayer escribí sobre mi proceso con mi niñe interior, y este proceso sigue. Desafortunadamente, es un proceso muy doloroso, con mucho miedo y mucho dolor, y no puedo hacerlo sin tener que llorar. Ayer, antes de acostarme, tuve que dejar la meditación, como me vinieron imágenes de mi niñe interior muy dolorosas – imágenes nuevas, relacionadas con el tema del abuso sexual – que prefiero no mencionar aquí todavía, como no tengo nada claro que relación con la realidad tienen estas imágenes.

Mi niñe interior y yo

Escribir sobre mi niñe interior, que solo encontré hace poco más que una semana, no es fácil. Solo mirar a mi niñe interior, sentade en el suelo en una esquina, las rodillas lo más cerca posible al cuerpo, con los brazos protegiéndose la cabeza y tapándose las orejas y ojos, me duele, se me contrae el estómago, siento todo el miedo y el dolor de mi pequeñe niñe interior, y muchas veces tengo que llorar, como también ahora.

¡TE QUIEREN MUERTE!

Te quieren muerte
En su mundo de mierda
Donde solo importa producir y consumir
Donde tus emociones e ilusiones les sobran
Te quieren muerte

Te quieren muerte
Porque no produces, porque no consumes
Porque a ti sí tus emociones te importan
Porque quieres atender a tu trauma, a las heridas que llevas de su mierda
Te quieren muerte

Trauma complejo – el autocuidado como batalla política

¿Qué hace que una chica inicie un fuego en el pasillo
¿Dejar un garabato de lápiz de labios en el espejo del baño?

(…)

¿Qué hace que un hombre tome un martillo en la mano
Destroza hasta el último ventanal de la tienda de la empresa
A las 3 de la mañana con las furias de vuelta?
Ahora es él contra ellos en una guerra personal

TEPT complejo – para la mutua sale más barato tu suicidio

Hoy tuve cita con el médico de la mutua. La mutua es la institución que paga mi incapacidad temporal, como trabajo por cuenta propia, y por esto tiene una función de control. Es decir, por defecto parten de la desconfianza. Como estoy de baja médica por “trastorno de desregulación del estado de ańimo disruptivo” (en la realidad por depresión y TEPT complejo, es decir trastorno de estrés postraumático complejo) desde el 10 de noviembre, la mutua ya no quiere seguir pagando mi incapacidad temporal.

Encontrade – le niñe que era yo

¡Por fin! Por fin, creo que, he encontrade le niñe que era yo, escondiéndose y protegiéndose. Le veo sentado en el suelo en una esquina, las rodillas lo más cerca posible al cuerpo, con los brazos protegiéndose la cabeza y tapándose las orejas y ojos. Pero le veo.

Hace 5½ escribí, al primero solo para mi, pero luego lo publiqué en mi blog:

EMDR – bloqueos, bloqueos, y más bloqueos

En mi última entrada ya mencioné el primer intento de una sesión de EMDR en mi última sesión de terapia. ¿Fue un fracaso? No sé, depende un poco que significa fracaso. Es cierto que no conseguimos trabajar con el EMDR, y que estuve otra vez fatal, con muchas emociones difíciles, con frustración, miedo, enfado conmigo misme, vergüenza, como ya escribí el miércoles.

Trauma complejo y depresión: luchar – y cuando no quedarme con mis emociones

Desde mi última entrada en mi blog sobre abuso sexual y emociones he vivido una montaña rusa emocional. Al mismo tiempo noto un cambio: he tomado la decisión de luchar! De hecho, tomé esta decisiones el día antes de escribir la última entrada de mi blog. Este día tomé varias decisiones:

  • No voy a drogarme con psicofármacos, como ya escribí hace dos semanas,

Páginas

Suscribirse a Trastorno de estrés postraumático complejo